jueves, julio 25Magazine

LA INCIDENCIA DEL TABACO EN EL CÁNCER DE PULMÓN

cáncer de pulmón

El cáncer de pulmón es el segundo tipo de cáncer más común en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). En el 2020, se diagnosticaron 2,21 millones de casos nuevos con esta patología a nivel mundial.

En el marco del Día Mundial Sin Tabaco, que se celebra este 31 de mayo, AstraZeneca, a través de su campaña #NoDejesEnVistoTusSíntomas, busca informar acerca de los peligros que supone el consumo de tabaco, generar conciencia y educar a la comunidad sobre la sintomatología de esta enfermedad y de la importancia de la detección temprana del cáncer de pulmón.

¿Cuáles son las causas del cáncer de pulmón?

Las causas del cáncer de pulmón son: antecedentes familiares y personales, exposición al asbesto, radón, y otros agentes cancerígenos en las áreas de trabajo, y se ha considerado al humo del tabaco como su principal factor de riesgo.

Muertes a causa de cáncer de pulmón

La Sociedad Americana del Cáncer señala que el 80 % de las muertes relacionadas a esta patología se han registrado en personas que tienen el hábito de fumar. Además, el humo del tabaco es el causante de más de 7.000 muertes al año. 

¿Cuáles son los síntomas? 

Uno de los principales problemas del cáncer de pulmón es que sus síntomas pueden confundirse con otras enfermedades. Se pueden presentan síntomas respiratorios, un malestar general y, cuando el cáncer ha hecho metástasis, es decir, se ha expandido a otras partes del cuerpo, pueden presentarse síntomas en esa área afectada. 

TE PUEDE INTERESAR : LA OMS NO CREE QUE LA VIRUELA DEL MONO SE CONVIERTA EN OTRA PANDEMIA «PORQUE ES UN VIRUS YA CONOCIDO»

De hecho, en muchos casos, los síntomas comienzan a ser notorios hasta que la enfermedad está avanzada, lo que dificulta la efectividad de los tratamientos que se puedan ofrecer a los pacientes.

De acuerdo con el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), algunos de los principales síntomas del cáncer de pulmón son: tos persistente o que empeora, dolor de pecho, dificultad para respirar, sibilancias (sonido silbante y chillón durante la respiración), tos con sangre, sensación de cansancio todo el tiempo, pérdida de peso sin causa conocida, crisis repetidas de neumonía, inflamación o agrandamiento de los ganglios entre los pulmones. 

Importancia de la detección temprana

Una vez el cáncer de pulmón es diagnosticado, se realizan pruebas para determinar qué tipo de cáncer es, así como si presenta algunas mutaciones específicas que determinarán el tratamiento. Además, se evalúa si se ha expandido a otras regiones del cuerpo, lo que permite identificar el estadio del cáncer. 

De esta forma, el estadio y el tipo de cáncer de pulmón indican a los médicos el tipo de alternativas a seguir, entre los que se pueden incluir la cirugía del tejido canceroso, la quimioterapia, la radioterapia y la terapia dirigida a través del uso de medicamentos para bloquear el crecimiento y diseminación de las células cancerosas. 

Frente a la sobrevida luego de un diagnóstico de cáncer de pulmón, solo 1 de cada 5 personas diagnosticadas logra seguir con vida después de 5 años. La doctora Diana Hernández, directora Médica de AstraZeneca, indicó que “es de suma importancia trabajar en la prevención y la concientización de la sintomatología de esta patología, con el fin de no dejar en visto sus síntomas, y así poder detectarlo en un estadio temprano para tratarlo de manera oportuna y mejorar las posibilidades de sobrevida de miles de pacientes y sus familias”.